top of page

DEFECTOS DE UN OPOSITOR QUE PUEDEN EVITARSE



Te indicamos una lista de errores que suelen cometer los aspirantes con poca experiencia y que aseguran el fracaso:

  • Pensar que superar la oposición es imposible ¿por qué voy a perder el tiempo? Pensar que superar una oposición es imposible es un defecto que puede afectar la motivación y el esfuerzo que se dedica al proceso de preparación. Es importante tener en cuenta que la preparación adecuada y el esfuerzo constante pueden mejorar significativamente las posibilidades de éxito en una oposición.Por lo tanto, es recomendable evitar este pensamiento y centrarse en los aspectos positivos y en las posibilidades de superar la oposición. Para ello, es importante establecer metas realistas y enfocarse en las fortalezas y habilidades propias para trabajar en ellas y mejorarlas.

  • Pensar que una oposición es fácil. Pensar que una oposición es fácil es un error común que puede llevar a una preparación insuficiente y poco efectiva. Cada oposición tiene sus propias características y requerimientos, y por lo tanto, es importante tener en cuenta que el proceso de preparación puede ser largo, exigente y requerir una dedicación constante. Es necesario ser consciente de que superar una oposición implica una preparación rigurosa, con un plan de estudio adecuado y enfocado en las necesidades y características de la oposición. Además, es importante tener en cuenta que el proceso de preparación puede requerir sacrificios y una gran dedicación de tiempo y esfuerzo.

  • Presentarse a oposiciones “a ver qué sale” o “por si tengo suerte”. Presentarse a oposiciones "a ver qué sale" o "por si tengo suerte" puede ser un error que afecte negativamente las posibilidades de éxito en el proceso. Una actitud pasiva o desinteresada puede llevar a una falta de compromiso en el proceso de preparación, lo que puede afectar la calidad del desempeño en las pruebas y, por lo tanto, disminuir las posibilidades de éxito.

  • No estudiar a fondo la convocatoria y sus características. Cada convocatoria tiene sus propias características, requisitos y procedimientos, y es necesario conocerlos a fondo para prepararse adecuadamente y presentarse con éxito. Al no estudiar a fondo la convocatoria, se corre el riesgo de desconocer aspectos importantes como los requisitos para presentarse, el proceso de selección, el temario y las pruebas que se incluirán en la oposición. Esto puede llevar a una preparación inadecuada o insuficiente, lo que puede afectar negativamente el desempeño en las pruebas y disminuir las posibilidades de éxito. Es importante dedicar tiempo y esfuerzo a estudiar a fondo la convocatoria, entender sus características y requisitos, y adaptar la preparación a las necesidades y demandas de la misma. Esto incluye estudiar el temario, practicar con pruebas de años anteriores y conocer los criterios de evaluación de las pruebas.

  • Ir leyendo temas a ratos sueltos sin orden, planificación ni sistematización. Es importante tener en cuenta que una oposición requiere una preparación rigurosa y constante, con un plan de estudio adecuado y una estructura organizada. La lectura desordenada e irregular de los temas puede llevar a una preparación fragmentada e incompleta, lo que puede afectar negativamente el desempeño en las pruebas y disminuir las posibilidades de éxito. Es necesario tener un plan de estudio estructurado y organizado, que incluya un temario completo, un calendario de estudio y un plan de prácticas y repasos. Esto permitirá una preparación más efectiva y rigurosa, con una dedicación constante y una atención adecuada a todos los temas relevantes. Además, es importante contar con un ambiente de estudio adecuado y libre de distracciones, y establecer una rutina diaria que permita una dedicación constante y una disciplina de estudio efectiva.



  • No lanzarse a preparar a fondo por no frustrarse si no sale bien. Es comprensible sentir cierta inseguridad o temor a no alcanzar el objetivo deseado, pero es importante recordar que una oposición requiere una preparación rigurosa y constante, con una dedicación adecuada y una planificación estructurada. Postergar la preparación o no dedicar el esfuerzo necesario puede llevar a una falta de compromiso en el proceso y una preparación insuficiente o incompleta, lo que puede afectar negativamente el desempeño en las pruebas y disminuir las posibilidades de éxito. Es importante tener en cuenta que la preparación para una oposición es un proceso largo y exigente que requiere una dedicación constante y una disciplina de estudio efectiva. Es normal sentir cierta inseguridad o temor a no alcanzar el objetivo deseado, pero es fundamental mantener una actitud positiva y comprometida con el proceso de preparación.

  • Confiar demasiado en su capacidad de improvisación y no ensayar. La capacidad de improvisación puede ser una habilidad valiosa en ciertas situaciones, pero en una oposición, la preparación y el ensayo son fundamentales. Las pruebas de una oposición requieren una preparación rigurosa y una planificación adecuada, con una práctica intensiva y un ensayo efectivo de los conocimientos y habilidades necesarios para el desempeño en las pruebas. Confíar en la capacidad de improvisación puede llevar a una falta de preparación rigurosa y planificación adecuada, lo que puede resultar en una preparación incompleta o insuficiente, que puede disminuir las posibilidades de éxito en la oposición. Es recomendable establecer una rutina diaria de estudio y ensayo, practicar con ejercicios y exámenes de oposición previos, y contar con el apoyo de profesionales especializados en la preparación de oposiciones.

  • Centrarse exclusivamente en los temas comprados, que son iguales para todos.

  • Encarar el temario de oposiciones como si fuese un contenido diferente a los estudios que ha realizado y no aprovechar todo el material de que dispone. El temario de oposiciones puede ser diferente a los estudios realizados, pero también es importante tener en cuenta que hay muchas áreas en las que los conocimientos y habilidades adquiridos pueden ser aplicados en la preparación para una oposición. Es recomendable identificar las similitudes y diferencias entre el temario de oposiciones y los estudios realizados, y utilizar los conocimientos y habilidades adquiridos previamente para ayudar en la preparación de la oposición.

  • Estudiar los temas sin relacionar unos con otros: le faltarán contenidos y la memoria fallará. Cada tema debe ser estudiado por separado, pero también es importante tener en cuenta que los temas de una oposición están interconectados entre sí, y que entender cómo se relacionan puede ayudar a comprender mejor los conceptos y a recordarlos con mayor facilidad. Es recomendable buscar relaciones y conexiones entre los diferentes temas del temario de la oposición, y utilizar herramientas como mapas conceptuales o esquemas que permitan visualizar cómo se relacionan los diferentes conceptos y temas. Además, es importante estudiar los temas de manera ordenada y secuencial, siguiendo un plan de estudio bien estructurado, para que la información se asimile de manera efectiva y se retenga en la memoria a largo plazo.

  • No repasar con frecuencia y de forma sistemática. El estudio y la preparación de una oposición pueden ser intensos y agotadores, pero también es importante tener en cuenta que la memoria funciona mejor cuando se refuerza constantemente y se repasa la información de manera frecuente y sistemática. Es recomendable establecer un horario de repaso y revisión de los temas estudiados, y dedicar un tiempo específico para repasar la información de manera frecuente y sistemática. Además, es importante utilizar técnicas de memorización y organización de la información, como el uso de tarjetas de memoria o la elaboración de resúmenes y esquemas, para ayudar en el proceso de repaso y revisión.

  • No cerciorarse de cuándo, dónde y a qué hora es el examen. Es fundamental que el opositor conozca con exactitud la fecha, lugar y hora del examen, ya que cualquier error en estos aspectos puede resultar en la pérdida de la oportunidad de presentarse o en la llegada tardía al examen. Es recomendable leer cuidadosamente la convocatoria y cualquier otra información proporcionada por la entidad convocante para asegurarse de tener toda la información necesaria sobre el examen. También es importante confirmar la fecha, lugar y hora del examen con la entidad convocante con suficiente antelación, para evitar confusiones y asegurarse de que no haya cambios de última hora.Además, es recomendable planificar la llegada al lugar del examen con suficiente antelación, para asegurarse de que se llega con tiempo de sobra para realizar cualquier trámite necesario, como la identificación o la entrega de documentación.

  • No llevar los materiales de escritura y corrección por duplicado: lápices, bolígrafos, Es importante llevar todo el material necesario y tenerlo duplicado en caso de que uno falle o se agote, para evitar retrasos y situaciones incómodas durante el examen. Es recomendable hacer una lista de todo el material necesario para el examen, incluyendo los materiales de escritura y corrección, y asegurarse de tenerlos duplicados en una bolsa o estuche. Además, es importante verificar que todos los materiales funcionen correctamente antes del examen, para evitar sorpresas desagradables durante el examen.

  • Olvidar el DNI. El DNI es un documento imprescindible para identificarse y acceder al lugar del examen, por lo que su olvido puede provocar retrasos y situaciones incómodas durante la realización del mismo. Es recomendable verificar que se lleva el DNI y tenerlo preparado con antelación antes de salir hacia el lugar del examen. Es importante que el DNI esté en vigor y que los datos que figuran en él sean correctos, ya que puede ser motivo de exclusión del examen si hay algún error o discrepancia.

  • Olvidar el reloj y no poder controlar los tiempos en el examen. Controlar el tiempo es fundamental para poder completar todas las preguntas del examen y no dejar ninguna en blanco. Además, es importante tener en cuenta que en algunas oposiciones el tiempo puede ser muy limitado y se necesita una buena gestión del mismo para poder responder correctamente todas las preguntas. Por esta razón, es recomendable llevar un reloj de pulsera o un cronómetro al examen y asegurarse de que funciona correctamente. Es importante también conocer la duración del examen y calcular los tiempos que se deben dedicar a cada pregunta o parte del examen.


En conclusión, para tener éxito en la preparación de una oposición es importante evitar ciertos errores comunes como pensar que la oposición es imposible de superar, creer que es fácil, presentarse a la misma sin un compromiso serio, no estudiar a fondo la convocatoria, leer temas a ratos sueltos, no planificar ni sistematizar la preparación, postergar la preparación y confiar demasiado en la capacidad de improvisación. Para superar una oposición, es necesario tener una actitud positiva y comprometida, establecer metas realistas, conocer a fondo la convocatoria y sus características, tener un plan de estudio estructurado, dedicar tiempo y esfuerzo constantes, y ensayar adecuadamente. En definitiva, la preparación rigurosa y constante es la clave para aumentar las posibilidades de éxito en una oposición.


Esperamos que este artículo te haya sido de gran ayuda. Queremos recordarles que si están interesados en prepararse con éxito para las Oposiciones de Educación Infantil, tienen a su disposición una amplia variedad de materiales adaptados a la LOMLOE y al RD 95/2022. Nuestros materiales incluyen Consejos para nuevos opositores, Temarios completos, Programaciones, Supuestos Prácticos, Unidades Didácticas, Situaciones de Aprendizaje. Legislación y mucho más. Con nuestro material podrán estar completamente preparados para presentarse a cualquier modalidad de Oposiciones. Solo tienen que hacer clic en la imagen para acceder a todo nuestro contenido. ¡Mucho éxito en su preparación!








1970 visualizaciones0 comentarios

Comments


bottom of page