top of page

Errores más comunes a la hora de la Exposición ante el tribunal y cómo solucionarlos

Actualizado: 20 ene


En este artículo te vamos a enseñar los errores más comunes que cometen los opositores/as ante el tribunal de oposiciones y la manera de solucionarlos. Esperamos que te sea de utilidad


El primer error y uno de los más comunes es improvisar.


No darle la importancia suficiente a esta parte del examen nos puede llevar a improvisar, La improvisación en la defensa es un error, ya que puede llevar a la falta de precisión y coherencia en los argumentos presentados. Es importante preparar cuidadosamente la defensa antes de presentarla ante el tribunal, para asegurar que se está presentando una argumentación sólida y coherente. Confiar en que se sabe suficiente acerca de la programación sin preparar adecuadamente la defensa puede ser arriesgado y puede resultar en una presentación poco efectiva. Es fácil que los miembros del tribunal de sen cuenta de que estás improvisando


No saludar al tribunal de oposiciones al inicio


Saludar al tribunal al inicio de una exposición de oposiciones es importante porque es una manera de mostrar tu respeto y profesionalismo. Una manera apropiada de saludar al tribunal es: "Buenos días, mi nombre es [tu nombre] y les doy las gracias por permitirme presentar mi exposición hoy." "Saludos, soy [tu nombre] y estoy agradecido por la oportunidad de presentar mi exposición ante el tribunal hoy."


Es importante también mencionar el nombre de cada miembro del tribunal, si es posible, y dirigirse a ellos con el título adecuado. Es importante también mostrar respeto y profesionalismo al saludar al tribunal al inicio de la exposición.


Mostrar inseguridad en lo que decimos


Mostrar inseguridad en lo que se está diciendo puede ser percibido como falta de confianza en uno mismo y en los argumentos que se están presentando. Es importante practicar la exposición antes de darla, estar familiarizado con los argumentos y tener una postura segura. Tener claro lo que se quiere transmitir al tribunal es esencial para presentar una exposición clara y efectiva. Estar convencido de lo que se va a exponer y tener una postura de autoconvencimiento puede ayudar a transmitir confianza y credibilidad al tribunal. Hay que demostrar seguridad en lo que se está diciendo, ya que esto puede ayudar a persuadir al tribunal y reforzar los argumentos que se están presentando. Además, debemos tener en cuenta que como docentes que somos tenemos experiencia y conocimiento en el tema, eso debe de ser trasmitido durante la exposición.



Defender una programación o unidad didáctica que no la hayas hecho tu.


Defender una programación o unidad didáctica ante el tribunal de oposiciones que no sea propia es algo muy arriesgado. El opositor no tendrá un conocimiento profundo del tema y no podrá responder con precisión y coherencia a las preguntas del tribunal. El tribunal se va a dar cuenta muy rápidamente.


Demostrar que la programación es personal y recoge las propias experiencias y estilo docente es importante para justificar las propuestas y argumentar la elección de los recursos. Puedes hacerlo mencionando ejemplos concretos de tus unidades didácticas y explicando cómo estas se relacionan con tu experiencia y estilo docente. También puedes mencionar cómo has adaptado o modificado la programación para ajustarla a las necesidades de tus estudiantes. Es importante que el tribunal vea que has trabajado en la programación y que crees en ella, ya que esto les dará confianza en tu capacidad para desempeñar el trabajo.


Quedarse estático durante toda la exposición


Quedarse estático durante una exposición oral ante un tribunal de oposiciones puede ser perjudicial ya que puede generar la impresión de falta de confianza en uno mismo y en los argumentos que se están presentando. Además de eso, puede generar aburrimiento y desinterés en los miembros del tribunal. Por eso es importante utilizar el lenguaje corporal de forma adecuada durante la exposición, ya que esto puede ayudar a enfatizar los puntos importantes y a generar una conexión con el tribunal. Algunas técnicas que pueden ayudar a evitar quedarse estático incluyen moverse de forma natural y fluido durante la presentación, usar gestos adecuados para enfatizar los puntos importantes, y también puede ser útil variar la posición del cuerpo, por ejemplo cambiando de lugar. Es importante practicar la exposición antes de darla para sentirse seguro y segura en el momento de la exposición.


La comunicación no verbal es fundamental durante una exposición oral ante un tribunal de oposiciones, ya que puede ayudar a transmitir confianza y credibilidad al tribunal. Es importante sonreír de vez en cuando, mirar a los miembros del tribunal a la cara y no ocultar la mirada. También es importante moverse por el aula y no permanecer estático, acompañar el discurso con gestos adecuados para darle mayor vivacidad y riqueza, y usar las manos de manera efectiva, por ejemplo sosteniendo un esquema para sentirse seguro y segura.


No mantener contacto visual con los miembros del tribunal


No mantener contacto visual con los miembros del tribunal de oposiciones puede generar la impresión de falta de confianza en uno mismo y en los argumentos que se están presentando. También puede generar desconfianza en el tribunal, ya que puede parecer que se está ocultando algo o que no se está siendo sincero. Es importante establecer contacto visual con los miembros del tribunal durante la exposición oral, ya que esto puede ayudar a transmitir confianza y credibilidad. Es recomendable distribuir el contacto visual con los miembros del tribunal de forma equitativa, estableciendo contacto con cada uno de ellos en momentos clave de la exposición. La técnica del abanico puede ser útil, que consiste en establecer contacto visual con cada uno de los miembros del tribunal durante un período corto de tiempo para asegurar que todos estén involucrados y prestando atención. Esta técnica también puede ayudar a evitar que un miembro del tribunal se sienta ignorado o aislado.


Practicar la exposición previamente y sentirse seguro en el tema también puede ayudar a mantener un contacto visual adecuado.





Usar un tono de voz muy bajo o monótono


Usar un tono de voz muy bajo o monótono puede generar dificultad para escuchar y comprender lo que se está diciendo, y puede generar aburrimiento para el tribunal de Oposiciones. Es importante utilizar un tono de voz que sea audible, claro y variado. Es recomendable practicar la exposición previamente para encontrar el tono adecuado y también trabajar en la proyección de la voz y el ritmo. Un tono de voz variado, tanto en el ritmo como en el volumen, puede ayudar a mantener la atención del tribunal y a enfatizar los puntos importantes. En resumen, para manejar bien tu voz como instrumento fundamental debes: Tener un tono seguro y firme. Utilizar un volumen medio-fuerte y acentuar lo importante. Realizar inflexiones al hablar (modulaciones). Pronunciar bien, hablando despacio y vocalizando. Beber agua regularmente para evitar la sequedad de la voz.


No controlar los nervios. Esto te pueden jugar una mala pasada


Los nervios te pueden jugar una mala pasada (es mucho lo que el opositor se está jugando y es normal que estos nervios aparezcan) pueden llegar incluso a bloquearte. Para evitar esto debes prepararte bien: Asegúrate de conocer el temario al dedillo y practicar con ejercicios y exámenes anteriores. Mantener la calma: Trata de mantener la serenidad y la confianza en ti mismo, recuerda que estás preparado. Controlar tu respiración: La respiración es una herramienta clave para controlar la ansiedad y el estrés, practica técnicas de respiración antes del examen. Hacer ejercicio ejercicio: El ejercicio físico ayuda a liberar tensiones y aumenta la confianza en ti mismo. Descansar bien la noche de antes: Una buena noche de sueño es esencial para estar en forma y relajado el día del examen.


Lo que nunca debes hacer es pedir perdón por estar nervioso, aunque te parezca mentira puede que el Tribunal no se haya percatado de tus nervios y si utilizas expresiones del tipo “perdón, pero es que estoy muy nervioso” sólo conseguirás hacer evidente tu estado de ánimo y se percaten más de tus errores.


Es cierto que el inicio de una exposición puede ser particularmente nervioso para muchas personas, ya que es cuando se establece el tono y la dirección de la exposición. Por ello es esencial tener un primer mensaje claro y bien preparado. Esto puede ayudar a establecer una conexión con el tribunal y a establecer confianza en ti mismo. Además, tener un inicio bien preparado también puede ayudar a establecer una estructura para la exposición y a guiar el desarrollo de la misma


Incluir una anécdota personal, breve y apropiada al caso, puede ser una estrategia efectiva para romper el hielo y despertar la atención y simpatía del tribunal y "soltar esa tensión inicial". Las anécdotas personales son una forma de conectar con el tribunal y hacer que la presentación sea más relatable y cercana a ellos. Sin embargo, es importante asegurarse de que la anécdota sea apropiada al caso y no desvíe la atención de los temas principales. Además, es importante tener en cuenta que una buena anécdota debe ser breve para evitar distraer al tribunal de los puntos principales de la presentación.


Por otra parte, si se te olvida mencionar algo durante una exposición, es importante seguir hablando y tratar de incorporar esa información más tarde si te acuerdas de ella. El tribunal no sabe lo que vas a decir, por lo que si te olvidas de algo, es probable que no se den cuenta. Un esquema en una pizarra o en tu folio puede ser una herramienta útil para ayudarte a recordar los puntos importantes de tu exposición.


Usar mucha parte teórica sin hacer referencia a su práctica.


Usar mucha parte teórica sin hacer referencia a su práctica puede ser poco efectivo ya que los examinadores suelen valorar la capacidad del candidato para aplicar los conocimientos teóricos en situaciones concretas. Además, puede ser difícil para el examinador evaluar el nivel de comprensión y dominio del candidato sobre el tema si no se hace referencia a su aplicación práctica. Por lo tanto, es recomendable que se haga un equilibrio entre la parte teórica y práctica durante la preparación para el examen. Esto incluye no solo conocer la teoría, sino también ejemplos y casos concretos en los que se aplica, así como cualquier regulación o normativa relacionada. Además, es importante que el candidato sea capaz de relacionar los conocimientos teóricos con la realidad y pueda identificar y resolver problemas en situaciones concretas, demostrando su capacidad para aplicar los conocimientos adquiridos en la práctica.


El tribunal valorará positivamente la capacidad de diseñar actividades variadas y adaptadas a los ritmos de aprendizaje de los alumnos, así como la habilidad para planear agrupamientos flexibles y actividades motivadoras relacionadas con los intereses y conocimientos previos de los estudiantes. También se valorará la capacidad de trabajar en equipo y enseñar temas transversales como la educación para la paz y el respeto al medio ambiente, coeducación


Por otra parte el uso de metodologías nuevas y actualizadas en la programación o unidad didáctica, serán un punto a tu favor, ya que demuestra que estás al día con las últimas tendencias y metodologías pedagógicas y estás comprometido con mejorar la eficacia de la enseñanza y el aprendizaje. El uso de metodologías actuales también puede mostrar que el candidato está dispuesto a adaptarse a las necesidades específicas de los estudiantes y el contenido de la programación o unidad didáctica. Pero como hemos citado antes de nada servirá esto si no concretas esos aspectos metodológicos en tu programación o unidad didáctica. Por ejemplo puedes decir que las situaciones de aprendizaje son un método novedoso y eficaz y tú no haber hecho ninguna propuesta en tu trabajo


Tratar con excesiva confianza al tribunal de oposiciones


Tratar con excesiva confianza al tribunal de oposiciones puede tener consecuencias negativas en la evaluación de los examinadores. Es importante mostrar respeto y profesionalidad hacia el tribunal, evitando cualquier tipo de arrogancia o actitud despectiva. Además, la excesiva confianza puede llevar a subestimar el nivel de dificultad de las preguntas o a no prestar la suficiente atención a los detalles, lo que puede afectar negativamente el rendimiento en el examen. Es importante que el candidato muestre su conocimiento y habilidades de manera clara y concisa, pero al mismo tiempo humilde y dispuesto a aprender, esto puede generar una mejor impresión en los examinadores y aumentar las posibilidades de éxito en el examen.




No llegar a tiempo para exponer de forma completa la programación o las unidades didácticas o pòr el contrario exponer muy rápido y que nos sobre mucho tiempo


El candidato debe planificar su tiempo de manera adecuada para asegurar que tiene suficiente tiempo para exponer todos los aspectos relevantes de la programación o unidades didácticas. Para evitar esta situación, se recomienda: Establecer prioridades: Identificar los aspectos más importantes de la programación o unidades didácticas y enfocarse en ellos primero. Practicar: Practicar exponiendo la programación o unidades didácticas en voz alta ayudará a aumentar la fluidez y confianza en la exposición. Utilizar un cronómetro: Utilizar un cronómetro para medir el tiempo durante la exposición y asegurar que se está cumpliendo con el tiempo establecido.


Por otro lado, ir demasiado rápido y tener mucho tiempo sobrante en la exposición de la programación o unidades didácticas puede generar una impresión negativa en el tribunal. Puede dar la impresión de que el candidato no está completamente preparado o no ha planificado adecuadamente su tiempo. Para evitar esta situación, se recomienda: Establecer un ritmo adecuado: Practicar la exposición y encontrar un ritmo adecuado que permita exponer todos los aspectos relevantes de la programación o unidades didácticas, pero sin apresurarse. Preguntar al tribunal: Si se llega al final de la exposición antes de tiempo, se puede preguntar al tribunal si desean que se añadan más detalles o se hagan preguntas adicionales.



No haber practicado antes esta prueba


Practica, practica y practica, ensaya tu exposición delante del espejo mientras te cronometras, mientras más veces lo ensayes mayor confianza en tí mismos tendrás y mejor te saldrá. Practicar es fundamental para aumentar la confianza y la fluidez en la exposición, y para familiarizarse con el tiempo disponible y el formato de la prueba. Grabarse durante la práctica de la exposición de la programación o unidades didácticas puede ser una herramienta valiosa para identificar los fallos y mejorar el rendimiento en el examen. Al ver la grabación, es posible identificar problemas de pronunciación, velocidad de habla, postura, contacto visual, entre otros.


No valerse de medios (si el tribunal lo permite) para apoyar la exposición


Utilizar medios para apoyar una exposición puede ser una forma efectiva de aumentar la comprensión y la retención de la información, y hacer que la exposición sea más atractiva. Sin embargo, es importante tener en cuenta que el uso de medios no siempre es posible o permitido, por lo que es importante estar preparado para presentar una exposición sin ellos.


Los medios nos ayudan a: Estructurar la exposición y evitar el posible olvido de temas importantes. Centrar la atención de los asistentes. Calmar los nervios iniciales al tener algo en que apoyarse.


Los medios que se pueden utilizar para apoyar una exposición incluyen:

  • Presentaciones de diapositivas (PowerPoint, Keynote, etc.)

  • Fotografías o imágenes

  • Materiales didácticos preparados para la exposición

Sin embargo, es importante tener en cuenta que la exposición debe ser clara y concisa, y estar bien estructurada, independientemente de si se utilizan medios o no. Además, es recomendable que te familiarices con el equipo y las instalaciones donde se realizará la exposición para estar seguro de que puedes utilizar los medios que tienes planificado.





No tener claro lo que queremos transmitirle al tribunal


Es importante tener una idea clara de lo que se quiere transmitir al tribunal en una exposición de oposiciones. Esto incluye tener una estructura lógica y coherente para la exposición, así como también tener un conocimiento profundo y detallado sobre el tema que se va a tratar.


La estructura es crucial en una exposición ya que ayuda a asegurar que se ajuste al tiempo asignado, y que todo siga un hilo argumental coherente. Una estructura bien pensada, incluye un buen comienzo, un buen final, y un desarrollo bien hilvanado. El comienzo debe estar pensado para atraer la atención del tribunal, capturando su interés y haciéndoles querer escuchar más. El final debe ser convincente e incitar a la acción, ya sea para que el tribunal tome una decisión o para que los oyentes realicen alguna acción específica. Un buen desarrollo, debe estar estructurado de manera lógica y coherente, presentando argumentos y pruebas de manera clara, y siguiendo un hilo argumental que vaya avanzando hacia una conclusión.


No dejar tiempo para que el tribunal te pregunte


No olvides dejar tiempo al final de la exposición para que el tribunal pueda hacer preguntas. Esto les permite obtener más información sobre el tema y también les da la oportunidad de evaluar cómo respondes a preguntas imprevistas. Además, si el tribunal tiene preguntas, les permite a ellos entender mejor tu exposición. Si te das cuenta que no has dejado tiempo suficiente para las preguntas, puedes hacer una breve pausa al final de tu exposición y preguntar si tienen alguna pregunta.


No despedirte del tribunal o no hacerlo de la manera más adecuada


Despedirse del tribunal de manera adecuada es importante porque es una oportunidad para mostrar tu profesionalismo y gratitud por su tiempo. Una manera apropiada de despedirse es agradecer al tribunal por su atención y por la oportunidad de presentar tu exposición. También es recomendable ofrecerte para responder cualquier pregunta adicional que puedan tener. Si el tiempo lo permite, puedes hacer una breve síntesis de tu exposición, para recordar al tribunal los puntos más importantes. Una despedida adecuada es una oportunidad para dejar una buena impresión en el tribunal y puede contribuir a una evaluación positiva de tu exposición.


Algunos ejemplos de cómo despedirse del tribunal en una exposición de oposiciones son: "Muchas gracias por su atención y por la oportunidad de presentar mi exposición. Estoy disponible para responder cualquier pregunta adicional que puedan tener." "Quiero agradecer al tribunal por su tiempo y consideración. Me complace haber tenido la oportunidad de presentar mi exposición y estoy a su disposición para responder cualquier pregunta." "Agradezco al tribunal por escuchar mi exposición. Si tienen alguna pregunta o necesitan más información, estaré encantado de responderlas." "Espero haber cubierto todos los puntos importantes en mi exposición. Si el tribunal tiene alguna pregunta, estaré encantado de responderlas. Muchas gracias de nuevo por su tiempo y atención." "Me gustaría agradecer al tribunal por la oportunidad de presentar mi exposición. Si tiene alguna pregunta, estaré encantado de responderlas. Muchas gracias de nuevo por su tiempo y consideración."


En youtube puedes encontrar algunos vídeos que tratan del tema del que hemos hablado. Echa un vistazo a estos porque te pueden interesar



Esperamos que estos consejos te sean de utilidad y ahora que conoces estos errores no los cometas tú Aprovechamos para recordarte que tenemos a tu disposición una serie de materiales para preparar con éxito las Oposiciones de Educación Infantil sea cual sea la modalidad por la que optes presentarte (Consejos para nuevos Opositores, Temarios, Programaciones, Supuestos Prácticos, Unidades Didácticas, Legislación, etc). Están adaptados a la LOMLOE y al RD 95/2022. Pincha en la imagen para acceder al material.